Las consecuencias de la refinería de Petronor

Publicado el : 02/10/2017 12:23:25
Categorías : Noticias

Las consecuencias de la refinería de Petronor

En 1968, Franco firma la autorización que permite la construcción y se adjudica a Petróleos del Norte S. A. (actualmente Petronor) su explotación. 4 años después, en 1972, la refinería entra en funcionamiento. La refinería se ubica muy próxima a la costa, en una zona de marismas en la desembocadura del rio Barbadun. Desde que se construyó hace más de 40 años, el crecimiento de la refinería ha sido constante, habiendo ampliado sus instalaciones en más de 14 ocasiones, convirtiéndose así en el mayor complejo petroquímico del Cantábrico y la refinería con mayor capacidad de la Península.

Petronor es una empresa que se encarga del refino y comercialización de diferentes productos petrolíferos y es una de las mayores multinacionales del País Vasco. El 85,98% de Petronor pertenece a Repsol y el 14,02% restante a Kutxabank. A pesar de obtener 18,1 millones de euros de beneficio en 2012, en 2013 Petronor encajó las primeras pérdidas de su historia, un total de 87,3 millones de euros.

Y es que, según Iñaki Bárcena, catedrático de Ciencia Política en la UPV y miembro de Ekologistak Martxan, "Petronor tiene muchos problemas económicos y es posible que, tal y como va el mercado del petróleo siga teniendo perdidas."

"Una refinería a 5.000 kilómetros de los pozos de petróleo no es rentable. En el actual mercado del petróleo, la refinería de Petronor en Muskiz está un poco de sobra" añade.

En primer lugar, debemos entender el funcionamiento de una refinería. Aitor Fuente, vecino de Muskiz, es Arquitecto Técnico y explica la principal labora de la refinería: "en la refinería de Petronor, abastecida de petróleo, se trata el crudo para su posterior comercialización en sus diferentes formas."

Tal y como afirma Julen García, Técnico Superior en Salud Ambiental, "el petróleo es una mezcla compleja principalmente constituida por hidrocarburos, aunque su composición depende del yacimiento del que se haya extraído. El refinado de esta sustancia consiste en la división en fracciones de distinto punto de ebullición y después de esta división, se aplican diferentes  tratamientos a cada fracción conseguida como pueden ser la desalación, desulfuración..."

"Debido a todos estos procesos, las refinerías vierten al aire todo tipo de contaminantes que van desde la evaporación de los propios hidrocarburos en procesos de manipulación y almacenaje, a los gases producidos en la quema del crudo (SOx, NOx, CO...) en los procesos de tratamiento de cada fracción, como pueden ser la desulfurización (SOx y otros compuestos del azufre) y otros tratamientos dependiendo de los procesos que se realicen (amoniaco, aldehídos, partículas...)." Para Julen "todo contaminante es, directa o indirectamente, perjudicial para la salud."

Por último, "los óxidos de azufre y nitrógeno (SOx y NOx), los principales causantes de la lluvia ácida, tienen efectos nocivos sobre la salud de las personas, siendo generalmente afecciones respiratorias y pulmonares las consecuencias."

En cuanto a la nueva Unidad URF (Unidades de Reducción del Fuelóleo), cuya construcción hace unos años estuvo envuelta mucha polémica y gran parte de los vecinos de Muskiz se manifestaron contra la misma, Aitor Fuente afirma que " trata elementos pesados del crudo, que anteriormente a su construcción y puesta en marcha, se desechaban, se perdían, al no poderse trabajar, para darles una salida comercial también. Básicamente se trata de reciclar sustancias del petróleo que antes no se utilizaban."  

"De los procesos llevados a cabo en la Unidad URF con estos elementos pesados del petróleo se obtiene el denominado carbón de coque. El carbón de coque también es comercializado y se usa, por ejemplo, en las cementeras. Es el único elemento que puede subir las temperaturas de los hornos de dichas cementeras hasta los 1500º  y provocar la ‘mezcla’ de los diferentes elementos que darán lugar al cemento" añade Aitor, especializado en Construcción Sostenible.

Cristina Álvarez Baquerizo es la abogada ambientalista mas experimentada de España y lleva más de 30 años defendiendo a la naturaleza en los tribunales. Trabajaba para el Ayuntamiento de Muskiz hasta que un día, el alcalde recibió una visita de varios dirigentes de Petronor y se quedó sola en su lucha contra la empresa. Así que se cambió de bando y hoy en día es la abogada de la Coordinadora Anti-Coke, una plataforma vecinal de Muskiz que lucha contra Petronor y la contaminación que provoca.

Según Cristina, "la Planta de Coque ha supuesto un incremento de sustancias contaminantes." Esta mujer de familia vasca pero nacida en Madrid en 1956 afirma que, " según los datos proporcionados por el Estudio de Impacto Ambiental, (Cuadro Resumen de comparación de la situación actual de la Refinería con el proyecto URF),  se han incrementado las emisiones de SO2 de 831,3, de toneladas al año, lo que supone un 7% más. También han aumentado las emisiones de NOx, de 493 t/año, lo que significa un 14,7% que las emisiones previas. Por último, también han aumentado las emisiones de partículas contaminantes, de 25,3 t/año. Un 3,65 mas.”

Aparte de todas estas sustancias, Cristina afirma que la refinería "también emite, sin establecimiento de límites,  benceno, tolueno y xileno (BTX), que son compuestos orgánicos volátiles. De ellos, el benceno, esta caracterizado por ser cancerígeno, mutágeno  y con afecciones a la reproducción. Asimismo, no existen límites establecidos para estos compuestos en la AAI, (la autorización que el Gobierno vasco dio a la Planta de Coque) pese a que así debería ser de acuerdo a la legislación vigente si esta fuese correctamente interpretada."

Cristina afirma que también hay que tener en cuenta otro tipo de contaminaciones, "también hay emisiones sonoras, que también son un riesgo para la salud. Además, hay vertidos al suelo, que podrían alcanzar a los acuíferos para consumo humano, que ya están contaminados. Y ocasionales vertidos al río Barbadun, a la terminal del Abra y a Punta Lucero, aunque no hay estudios fiables que puedan ofrecerse a este respecto sobre la incidencia de esos vertidos en la calidad de las aguas de la zona."

Según Julen, la contaminación de CO2 que provoca la refinería "no se toma como un contaminante como tal". Pero, "el CO2 es un contaminante como otro cualquiera, muy perjudicial para la salud. El CO2, al ser inhalado, se une unas 200 veces más fácilmente a la hemoglobina que el oxigeno, lo que significa que dificulta el transporte de oxigeno en sangre, dando lugar a estados de hipoxia. Sus principales efectos son sobre el aparato respiratorio, pudiendo causar bronquitis."

Cristina Álvarez señala que "desde el inicio de la tramitación de la ampliación de la refinería mediante el proyecto URF en el año 2008, se han venido solicitando insistentemente estudios epidemiológicos, no solo por parte de los vecinos, sino también de los ayuntamientos. Hasta la fecha, y que sepamos, no se han llevado a cabo. Según los datos elaborados en el marco del ‘Atlas de mortalidad en áreas pequeñas en la CAPV, 1996-2003’, la población de la zona presenta una mayor mortalidad que en la media del País Vasco en el conjunto de todas las causas de defunción, en particular por cáncer de pulmón y de cáncer del tracto aéreo-digestivo superior."

El Doctor Gonzalo Grandes Odriozola elaboró en Mayo de 2013 un informe denominado ‘Mortalidad en las secciones censales de Muskiz, Abanto-Zierbena’ en el que señalaba lo siguiente: En el municipio de Muskiz se analizaron cinco secciones censales y en el de Abanto-Zierbena, siete. En el caso de las mujeres, en cinco de estas secciones se superaba con pruebas (más de un 80% de probabilidad de riesgo relativo superior a 1) la mortalidad de la población general y en el de los hombres, en seis. El exceso de mortalidad observado en estas áreas varía desde un 11% hasta un 45% más de muertes de las esperadas.

Aitor Fuente, vecino de Muskiz, "desconoce" los problemas de salud que provoca Petronor. Según él, sería "osado" decir que "el cáncer que se llevó a mi abuelo al otro barrio a los 73 años, fue provocado por Petronor cuando tengo a su viuda y mi abuela de 85 como un roble en este mundo. Que Petronor contamina es evidente. Pero también es evidente que cualquier empresa, por mínima que sea su carga de trabajo y su actividad, lo hace igualmente."

Alma Fernández es vecina de Muskiz y estudiante de Ciencias Políticas en la UPV.  Según ella, Petronor "provoca serios problemas de salud, de hecho, la UPV hizo un estudio sobre índice de mortalidad de Abanto-Zierbena y Muskiz en el que se demostraba que esta región tenía un índice de mortalidad más alto que el resto del País Vasco, debido en su mayoría a enfermedades respiratorias y degenerativas." Asimismo, Alma también pone el punto de mira en los problemas medio ambientales que provoca. Afirma que "de no ser por la refinería, el aire que respiraríamos los habitantes de Muskiz sería puro, ya que vivimos en un medio natural, que, por desgracia, también se ve afectado por los gases tóxicos que expulsa la planta de Petronor."

Todos estos problemas se agudizan con los incidentes contaminantes que ocurren en la refinería de Petronor desde hace más de cincuenta años, de hecho, el último fue hace un par de semanas. Las maniobras de carga de un buque en el Puerto de Bilbao provocaron un derrame de fuel de aproximadamente 0,5 metros cúbicos en el Abra.

Cristina Álvarez lleva luchando muchos años contra Petronor en los tribunales para que estos incidentes no vuelvan a ocurrir. Su lucha (y la de la Coordinadora Anti Coke) comenzó en 2008 con el recurso a la resolución 6 de mayo de 2008 por la que se le concedía la autorización AAI a la Planta de Petronor. El recurso fue denegado. Ese mismo año también recurrieron la licencia de actividad concedida mediante la Junta de Gobierno Local de Abanto-Zierbena a la Planta, ya que, según Cristina "Petronor lleva siendo clandestina unos 40 años." Finalmente, este recurso también fue desestimado por el Tribunal Superior de Justicia del País Vasco.

En 2009, recurrieron la licencia de obras y actividad a la refinería y al proyecto URF (Planta de Coque) y hoy en día el recurso continúa en trámite en el TSJPV. Así que, la licencia de actividad de la Planta esta entredicho. Han sido muchos los juicios en los que se ha visto envuelta Cristina y la Coordinadora Anti Coke, de hecho, en el último de ellos, en 2013, plantearon la apertura de un expediente sancionador contra Petronor por un uso inadecuado de concesión del Dominio Público Costero y hoy en día, continúa en trámite. Sobre si es complicado luchar contra una empresa tan potente, Cristina señala que "lo que ocurre es que hay una inmensa desproporción de armas, por lo que exige más esfuerzo. Pero no me parece complicado. Si no se tratase de la empresa que se trata el tema habría sido resuelto hace mucho tiempo y de manera favorable, eso está claro."

Los vecinos de Muskiz llevan conviviendo con esta gigante refinería más de medio siglo y la realidad es que ya se han acostumbrado a la situación. Alma opina que nunca ha percibido un miedo "real" por la planta ya que "es algo que esta asumido y los muskiztarras conviven con ello. Somos un pueblo acostumbrado a escuchar la sirena del simulacro de accidentes todos los jueves a las doce, somos un pueblo que se sabe de memoria el protocolo de emergencia… No hay miedo porque se trata de algo asumido y cotidiano." Aitor no vive con miedo y cree que la mayoría del pueblo "tampoco". Afirma que "si Muskiz fuera un pueblo inseguro para vivir no hubiera incrementado su población en más de un 70% desde la instalación de la refinería."

En cuanto al control que ejercen las Administraciones Públicas del Estado sobre las labores que lleva a cabo Petronor hay que señalar que hay cierto ‘oscurantismo’. Julen García afirma que "generalmente" todos los procesos que realiza están "escritos" y siguen "una normativa estricta." Pero en cuanto a contaminantes se refiere, "los datos que esas empresas sacan a la luz sobre las cantidades que emiten no se asemejan a lo realmente emitido, pues las cabina de control de calidad del aire suele registrar cantidades que no coinciden con los datos facilitados por las empresas." Estas cabinas de medición no captan "realmente" los contaminantes que una empresa emite. "Todo depende de las condiciones atmosféricas (dirección y fuerza del viento, temperatura, precipitaciones…)

Julen cree que otro punto importante en estos casos son las sanciones. "Cuando se detecta que una empresa emite más de lo permitido, estas sanciones tardan tiempo en procesarse y si se validan y proceden, las empresas no tienen ningún problema en pagarlas, pues les sale más rentable pagarlas que adecuar todo el proceso de producción para contaminar menos."

Domingo Jiménez Beltrán es Presidente de la Fundación Renovables y profesor del Máster de Medio Ambiente en la Universidad Pompeu Fabra, entre otras cosas. La respuesta de Domingo es "clara y rotundamente no". Según él, las AA.PP. no controlan a empresas sospechosas de contaminar como prueba de "la contrarreforma o involución medioambiental que está viviendo España". Afirma que "tanto los esquemas como redes e informes de seguimiento se han reducido al mínimo como muestra de las mermadas capacidades del Ministerio de Agricultura y Medio Ambiente en estas materas y que se hacen patente en las continuas quejas de los organismos comunitarios (Comisión Europea, Agencia Europea de Medio Ambiente…) en cuanto a la calidad del aire y del agua como en gestión de residuos y medio natural y se evidencia en la menor calidad, actualización y alcance de los informes anuales de Medio Ambiente."

"Y por supuesto, además de disponer capacidades escasas y de informes de situación precarios en lo referente a contaminación industrial, la disponibilidad y acceso público a esta información es limitada y hay una carencia de programas y estudios epidemiológicos de seguimiento, como es el caso de Muskiz" sentencia.

Por último, Domingo cree que el pueblo de Muskiz "desconoce" lo que se hace en la refinería. "En cuanto al control de la refinería supongo que lo hace propia empresa, quien informa a las Administraciones en la forma establecida, con lo que entienden y defienden que cumplen la normativa. Todo el sistema se afana en lo que se llamaría ‘ingeniería de la monitorización y los datos’ para que sea difícil que se vulnera la normativa."

Iñaki Bárcena cree que las Administraciones "difícilmente" controlan lo que hace Petronor. "Petronor es una empresa muy potente, y muy prepotente, que hace lo que le viene en gana. El Departamento de Medio Ambiente del Gobierno Vasco ya le ha llamado la atención varias veces porque se trata de una empresa muy tóxica, pero al ser una empresa tan grande, que da trabajo a muchas personas… es muy difícil." Según él, el control de la AA.PP. sobre Petronor viene dado por una "movilización popular llevada a cabo durante muchos años en Muskiz". En cambio, es rotundo sobre la postura del Ayuntamiento en este aspecto, "el Ayuntamiento de Muskiz no controla nada, está al servicio de Petronor."

En este sentido, ha sido imposible contactar con algún miembro del Ayuntamiento de Muskiz, incluido el Alcalde, quien mostró cierto rechazo a participar en una entrevista.

Todas las grandes empresas (Coca-Cola, Nike, La Caixa, Banco Santander…) realizan lo que se llama Responsabilidad Social Corporativa, la cual se basa en llevar a cabo una obra social en el municipio donde tienen sus fábricas. Cristina señala que "es su forma habitual de funcionamiento y entienden que devuelven a la sociedad una parte de lo que quitan". Sin embargo, en Muskiz, "hay mucha desproporción entre lo que dan (que no sé exactamente cuánto es) y lo que quitan: tranquilidad, salud, paisaje, servicios de los ecosistemas, energía, agua… Eso no se compensa con becas y patrocinios, por alta que sea su cuantía, desde mi punto de vista."

Iñaki cree que la Responsabilidad Social Corporativa antes se veía como algo "positivo" pero hoy en día es "un lavado de cara en toda regla, las empresas lo hacen porque creen que les da credibilidad, pero se les puede volver en contra". Afirma que a Petronor "no le ha ido mal un tiempo pero ahora tiene su lado social muy tocado." Alma también cree que la RSC es "un lavado de cara". "Creo que Petronor, con las subvenciones, becas y patrocinios, también busca cierto beneficio económico o rentabilidad, como es el caso de los convenios con el Centro de Formación Profesional de Somorrostro, por ejemplo" matiza.

Que Petronor contamina es evidente, que a las Administraciones Publicas no les interesa controlar a empresas sospechosas de contaminar porque cada vez hay menos mecanismos para ello es evidente, que no hay estudios médicos sobre las consecuencias de Petronor en Muskiz es evidente, que la obra social de Petronor es un lavado de cara es evidente, pero la realidad es que Petronor, con una refinería poco rentable hoy en día, perjudica a los vecinos de Muskiz. La salud vale más que el dinero y Petronor tiene una deuda de vida legítima con el pueblo de Muskiz.

Contrarreforma ambiental

Domingo Jiménez Beltrán, además de ser Presidente de la Fundación Renovables, Patrono de la Fundación Desarrollo Sostenible y del Instituto de Política Medioambiental de Londres, Director General de Política Medioambiental en la década de los 90, ha sido el primer director de la Agencia Europea de Medio Ambiente durante ocho años. Tiene amplia experiencia y conocimiento en la protección del medio ambiente, gestión de recursos naturales y Desarrollo Sostenible. Ha trabajado tanto en empresas privadas como en la Administración Publica, Fundaciones, ONGs… Es autor y editor de diversas publicaciones y artículos, profesor y realiza conferencias sobre estos temas por todo el mundo. Desde 2003 ha realizado tareas como Consultor de Ingeniería en Desarrollo sostenible, Asesor de la Oficina Económica del Presidente entre 2004-2005 y Director del Observatorio de la Sostenibilidad en España. Además, es Presidente de Honor de la Asociación RETORNA.

Ha recibido numerosos premios, entre los que cabe destacar: ‘Twelve Stars for The Environment’ 2002,  Premio al Desarrollo Sostenible 2002, ‘Distinción Congreso Nacional Medio Ambiente’ 2002, Premio ISR 2004, Premio Individual Nueva Cultura del Agua 2006 y Premio Nacional de Medio Ambiente 2007.

En una entrevista realizada mediante correo electrónico habla de que en España "hay una clara involución o contrarreforma ambiental". Según él, un experto en la materia, "no es que el Gobierno haga poco por el medio ambiente sino que actúa contra el, produciéndose claramente un retroceso en politica ambiental y en sostenibilidad". El que avisa no es traidor y Domingo nos alerta de las nefastas consecuencias. "Esta situación podrá llevar años, incluso décadas, en revertirse, además de la perdida de oportunidades que quizás no se produzcan otra vez y algunas medidas tienen impactos irreversibles como son, la dificil recuperación del territorio, de la biodiversidad…"

Su opinión acerca de la postura del Gobierno sobre el medio ambiente es clara. "Hay  una estrategia estructurada de debilitación progresiva de la normativa ambiental y su aplicación, cuyo único límite es la normativa de la UE que el Gobierno no puede cambiar ni siquiera con su mayoría absoluta. Afortunadamente una gran mayoría del derecho ambiental español es derecho derivado del de la UE y este no lo pueden cambiar, aunque lo han intentado."

"Las propuestas legislativas de este Gobierno, de Medidas Urgentes en Medio Ambiente, de reforma de la Ley de Costas o de Evaluación de Impacto Ambiental son un claro ejemplo de que en España está habiendo un retroceso en materia medioambiental."

Afirma que el "el Gobierno se ha hecho eco de la tesis de sectores como el de la construcción, energético o turístico y han visto en el Medio Ambiente un freno a sus ansias de ‘negocio a toda costa’".

Domingo señala que la crisis "ha ayudado" a que se de esta situación. "La crisis, con sus exigencias de crecimiento económico rápido,  ha facilitado esta contrarreforma ambiental bajo la excusa de que el Medio Ambiente crea ‘inseguridad jurídica a las actividades económicas’, disfrazando la reforma de la normativa ambiental como ‘moderna’ y dejando el Medio Ambiente en el último lugar dentro de un Ministerio clientelista como el de Agricultura." BONUS: Os dejamos el enlace a una entrada en el Blog de Desazkundea donde se habla sobre Petronor y el PNV y su matrimonio de connivencia.

Share

Añadir un comentario

 (con http://)